13 may. 2015

Frente a frente

En la noche del 29, la Junta Militar y el Estado Mayor Conjunto anunciaban que serian considerados hostiles los buques de todo tipo y las aeronaves inglesas que navegaran o sobrevolaran las aguas y el espacio argentino, en el radio de las 200 millas jurisdiccionales, replicando al boqueo aeronaval declarado por Gran Bretaña en la misma zona del Atlantico Sur. Asimismo, se implantaba el control de las informaciones relacionadas con el conflicto, como una medida de seguridad nacional. En Washington, al filo de la medianoche del jueves 29 al viernes 30 de Abril, el embajador argentino Esteban Takacs recibia una nota del Departamento de Estado, en la que EE.UU., daba por terminados sus "buenos oficios" en la crisis de las islas Malvinas. Casi de inmediato, voceros noteramericanos enfatizaron sobre la condicion de aliado de Gran Bretaña y la necesidad de que EE.UU. diera su respaldo a Londres.
Declarada por ambas partes la region del Atlantico sur como "zona de guerra", los preparativos de uno y otro lado se intesificaron, al tiempo que en Washington, luego de darse por fracasada la ultima gestion, advertian que el plazo dado por Gran Bretaña para obtener un acuerdo finalizaba con el inicio de la situacion de bloqueo y exclusion maritima y aerea impuesta en la situacion de bloqueo y exclusion maritima y aerea impuesta en la zona por Londres. Las Camaras de Representantes y Senadores de los EE.UU., el dia 29, aprobaron sendas declaraciones de apoyo a Inglaterra, acusando a la Argentina de "agresor" y expresando que "Norteamerica no puede permanece neutral".
Por su parte, la primera ministro inglesa, Margaret Tatcher, luego de una reunion del "gabinete de guerra" rechazo la oferta de mediacion de las Naciones Unidas y ratifico su decision de expulsar por las fuerza a los argentinos del archipielago malvinense.
En las principales ciudades del Sur argentino, Bahia Blanca, Mar del Plata, Comodoro Rivadavia y Rio Gallegos, se ajustaban los mecanismos de deteccion y defensa naval y aerea, se aprestaban las fuerzas para el inminente choque y se efectuaban ejercicios de oscurecimiento y defensa civil. Las informaciones disponibles por el mando militar regional y el Estado Mayor Conjunto, daban a la flota britanica en las cercanias del archipielago, desplegandose alrededor de las islas y tomando posiciones tacticas de ataque.
La noche del viernes 30 de abril al 1º de Mayo transcurrio en viglia armada. Las fuerzas argentinas en las islas y el continente preparadas para recibir y contestar el fuego. La flota invasora terminado sus aprestos para lanzarse al ataque.
El amanecer del sabado 1º de Mayo presagiaba sangrienta lucha.
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...